Salud afirmó que sigue siendo obligatorio el uso de barbijo en Misiones

Actualidad Por REPORTE DIGITAL
Pese a la noticia trascendida en Apóstoles , el cual los concejales de dicha localidad aprobaron una ordenanza derogando la obligatoriedad, la provincia ratificó la vigencia de la ley de emergencia sanitaria.
l_1650720681

A través de una ordenanza, el Concejo Deliberante de Apóstoles aprobó  por unanimidad la eliminación de todas las medidas de protección y prevención implementadas en el marco de la pandemia del COVID-19, incluido el barbijo o tapabocas, el distanciamiento social de dos metros y el aforo en comercios.

Esta ordenanza que pretende derogar una ley provincial (Ley XVII-118, vigente desde junio del 2020) no sólo está a contramano jurídico sino también sanitario pues los aforos y el distanciamiento social ya no son obligatorios en Misiones, luego que la provincia adhiriera a lo resuelto en este sentido en el Consejo Federal de Salud (COFESA) y publicado el primer día de abril en el Boletín Oficial en la Resolución 705/2022.

La ordenanza municipal, impulsada por el concejal Juan Ahumada y votada en forma unánime por todos sus pares, contempla una realidad que no es ajena a nadie: por un lado, según se fundamenta en esta norma, “los contagios y la cantidad de fallecidos ha reducido a cifras mínimas, hasta ser menores a la de la gripe estacional”. Está claro que la situación epidemiológica actual no es la misma que la que llevó a imponer el uso obligatorio del barbijo.

Otra cuestión, también planteada como fundamento por el concejal Ahumada, es el impacto del hábito del tapabocas en los vínculos sociales, el aprendizaje socioeducativo y en las personas:

“Debemos continuar hacia adelante, ya que la pospandemia trae también muchas causas derivadas de la misma, como la readaptación social, el encuentro y contacto con el otro, en muchos chicos se ha detectado estrés y trastornos patológicos por no sentirse cómodos sin el barbijo, y un sinfín de cuestiones relacionadas, que nos surgen como nuevos desafíos del mundo actual”.

Otro factor que no pasa desapercibido para nadie es que cada vez menos personas usan el barbijo y, en los lugares donde su uso es controlado, la mayoría se lo pone mal por lo que no cumple una función de protección real.

Por otro lado, a tono con las recomendaciones del Consejo Federal de Salud (COFESA), la mayoría de la provincias del país instan a la población a seguir usando el barbijo, por lo menos hasta que termine el invierno.

Te puede interesar